Quien soy. Tu identidad.

Quién eres. Tu identidad.

¿Qué es la Identidad? 

Podemos definir la “Identidad” como el conjunto de rasgos o características que te diferencian del resto. Será tu propia identidad la que determina tus gustos, necesidades, prioridades y acciones. 

Uno de los primeros rasgos identitarios que nos diferencia del resto es nuestro nombre y apellidos, nuestra huella digital y el ADN. Después, también lo hará nuestra profesión, las habilidades, la etnia, la religión, la actividad laboral, la personalidad, los gustos o el comportamiento. 

Construimos nuestra identidad desde nuestra infancia y la vamos moldeando a lo largo de toda nuestra vida, integrando experiencias vividas y en constante proceso de aprendizaje. 

¿Cuáles son los elementos de nuestra Identidad? 

La identidad personal está conformada por los siguientes elementos: 

  • Grupos de pertenencia (familia, amigos, grupos religiosos…). 
  • Tradiciones y costumbres (rituales, prácticas sociales….). 
  • Experiencias.
  • Orientación política.

Y tú, ¿quién eres? 

El ser humano tiene la necesidad de identificarse con algo o con alguien. Es el saber de donde se proviene y a donde se va. 

A veces, nos identificamos con partes nuestras que no son más que eso. En ocasiones, nuestra identidad está supeditada a creencias negativas que forman falsas identidades basadas en partes tuyas pero que no eres tú como ser completo y único.  

¡Te pondré un ejemplo! 

¿Alguna vez te has identificado como…? 

“Yo soy inquieto… soy nerviosa… 

Yo soy ciega… soy diabético… 

Yo soy torpe… soy incapaz… 

Yo soy gorda… soy bajo…” 

Pues esto no son más que identidades falsas basadas en conductas, enfermedades, pensamientos y características de tu cuerpo. No eres tú ni te define como tal. No te identifiques con tus defectos o debilidades. Recuerda que lo principal está dentro de ti, ahí es donde se encuentra la materia de lo que estás hecho, ahí te encontrarás a ti mismo. Nunca renuncies a tu identidad, sé auténtico. Di lo que piensas, muestra tus sentimientos y actúa como te nazca.  

Hay que tener cuidado con el “yo soy”, tiene un gran impacto en nuestra mente, por lo que ¡cuidado con lo que te cuentas! Recuerda que la mente dirige y el cuerpo la sigue. Como vimos en el post sobre creencias, descubre tus creencias limitantes y utilízalas a tu favor.  

Tus luces y sombras. 

Todos tenemos fortalezas, habilidades, áreas en las que somos realmente exitosos… Osea “luces”. Pero también tenemos debilidades, aspectos que no nos gustan y que incluso pueden hacernos sentir vergüenza… A éstos los llamamos “sombras”. ¡Todos forman parte de ti! 

Hay quienes quieren esconder tanto sus “sombras” que se cambian de ciudad, de aspecto físico y hasta de pareja, pero esto no tiene sentido, pues su verdadera identidad sigue viajando con ellos, y les hará tener los mismos desafíos allá donde vayan y con quienes estén. 

Ahora bien, si en lugar de evitar o esconder aquello que no queremos que los demás vean de nosotros, lo reconocemos y lo utilizamos a nuestro favor, nos hará sentir más “completos”, menos fragmentados y avergonzados de nosotros mismos. 

¡Te propongo un reto! ¿Te atreves? 

Descubre tus sombras y…  ¡conviértelas en tus aliadas! 

Sigue estos tres pasos, te ayudarán a identificar esas partes de ti que no te gustan, aprende a acogerlas y averigua estratégias para utilizarlas a tu favor. 

  1. Reconoce tus sombras. 

 Ponles un nombre, una etiqueta… te permitirá identificarlas. 

  1. Acéptalas y abrázalas.  

No las rechazes ni las evites. Así no te detendrán para lograr la vida que realmente quieres. 

  1. Desarrolla estrategias. 

Transforma los aspectos negativos en aspectos positivos. Piensa para qué te puede ayudar esa parte de ti que rechazas. 

Y recuerda: Eres tú cuando lo que piensas, lo que sientes y lo que haces están en equilibrio. 

“Ser uno mismo es, siempre, llegar a ser ese otro que somos y que llevamos escondido en nuestro interior, más que nada como promesa o posibilidad de ser” .

Octavio Paz

Si te ha resultado interesante este post o quieres profundizar en algún tema, deja tu comentario más abajo. Estaré encantada de leerte. 

También puedes suscribirte de manera gratuita y recibir todo el contenido publicado. 

GRACIAS y ¡nos leemos! 

2 comentarios en “Quién eres. Tu identidad.”

  1. Hola Merche.
    Me atrevo a añadir que la identidad personal también se entiende por la que cada individuo se define en función de sus rasgos de personalidad y de las relaciones interpersonales que mantiene con otras personas.
    También existe lo que se denomina «identidad social» la cual se integra en la definición del yo, y es aquella parte del autoconcepto del individuo que se deriva del conocimiento de su pertenencia a un grupo (o grupos) social, junto con el significado emocional y valorativo asociado a dicha pertenencia. Según ésta tenemos tantas identidades sociales como grupos a los que pertenecemos y con los que nos identificamos.
    Y esas identidades sociales se van utilizando según el momento y situación concreta en la que el individuo se encuentre en cada momento.
    Así pues, en algunas ocasiones un individuo se definirá por sus características personales (me gusta el fútbol o el Coaching) y en otras por su pertenencia grupal (soy español o soy estudiante de Coaching)
    Es simplemente un pequeño apunte a lo que muy bien ya explicas tú.
    Gracias y un abrazo
    PACO

    1. ¡¡Hola Paco!! Muchas gracias por tu aportación. Arroja más claridad al concepto de identidad personal, claro que si. Profundizaremos en ello más adelante. Me encantará seguir leyendo tus comentarios. un abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba